Mientras sonríes

Despierto

y estás ahí

acurrucada.

 

Amanece a pesar de todo

y mis manos comienzan en tu noche

y mis rezos terminan en tu vientre.

 

Soñé que no llegabas.

Ya no distingo

qué es dormir,

qué es estar despierto.

 

Porque en mi sueño era ignorante

y hoy conozco la ciencia de los sabios.

 

Porque en mi sueño perdí toda virtud

y ahora te miro como un hombre bueno.

 

No quiero ya dormir.

Solo quiero ver cómo este sol joven

esculpe tu rostro

mientras bostezas,

mientras sonríes.