54.

Esa sonrisa,
tus ojos ya triunfantes,
cesado el ruido.

< | Índice | >